Caravana invisible suma 211 mil detenciones ¿qué hay detrás del éxodo sin precedentes?

SUZY: LOS CORRUPTOS SOLO SE ENCARGAN DE ROBAR, NO QUEDA NADA PARA EL PUEBLOPor Grecia Ortíz gortiz@lahora.com.gtDesde octubre del año pasado La Hora Voz del Migrante ha documentado la salida de miles de guatemaltecos que han integrado una “Caravana Invisible”, que busca un futuro mejor en Estados Unidos.La falta de oportunidades de empleo, educación, salud y seguridad, atribuidas en su mayoría a la corrupción según migrantes, así como la pérdida de cosechas como maíz, frijol y café, son algunas de las causas que hay detrás de la migración.El éxodo de guatemaltecos, que es diferente a los migrantes de El Salvador y Honduras, no tiene precedentes, pues en repetidas ocasiones agentes de la Patrulla Fronteriza se han referido a los grandes grupos localizados en territorio estadounidense.A poco de cuatro meses de finalizar el año fiscal de 2019, Guatemala ya suma 211 mil capturas, cifra que supera a Honduras y El Salvador, respectivamente.Edgar*, un guatemalteco  originario de Jalapa retrata lo que existe detrás del éxodo, la pérdida de sus cosechas en un clima árido, deudas y la falta de acceso a servicios básicos para su familia lo llevaron a emprender un viaje por segunda ocasión a EE. UU., y ahora su reto es trabajar por unos años, ahorrar y volver, dijo a La Hora Voz del Migrante.Analistas y migrantes identifican varias causas por las que las personas deciden migrar, pero aseguran que contrario a lo que dijo la canciller Sandra Jovel, que la corrupción no genera migración, esta es una de sus principales causas.Asimismo, refieren que si Guatemala deseara incidir en el éxodo, más bien debería preocuparse en planes de desarrollo y no en acuerdos como el firmado con EE. UU., a la vez que enfatizan en la falta de propuestas de candidatos a pocos días de las elecciones generales.LA POBREZA LO OBLIGÓ A MIGRARAl inicio de la entrevista Edgar se muestra temeroso, aún no sabe qué ocurrirá y si podrá quedarse en EE. UU. El entrevistado refirió esta era la segunda ocasión en que intentaba completar el sueño americano, la primera vez fue detenido y deportado, las deudas se hacían cada vez más grandes y eso lo atormentaba.El viaje le costó US$6 mil, tanto para él como para su hija de 16 años que lo acompañó en la travesía. Junto a su familia decidieron que ella debía acompañarlo porque así las autoridades de EE. UU., les permitirían ingresar.Ahora, desde otro país, afirma que fue “la pobreza y las cosechas que no se daban”, lo que lo llevó a migrar. En Guatemala tenía una casa, pero la misma la empeñó con anterioridad y con otro crédito decidió emprender el viaje.“Ya ni llueve allá -en Jalapa- ya todo, todo no se da nada… ya había intentado migrar, lo intenté, pero me agarraron hace como seis o siete meses y esta vez me dejaron entrar ya que venía con mi hija”, comentó.El viaje no fue complicado porque recibió ayuda de un “amigo” que los ayudó a cruzar a Estados Unidos. Al ser detenido por agentes de la Patrulla Fronteriza, le dijeron que sería dejado en libertad, no sin antes advertirle que su orden de deportación estaba en proceso y le colocaron una tobillera electrónica.LE PREOCUPA SU FAMILIA QUE SE QUEDÓ EN JALAPAEdgar trata de mantener la esperanza, se le nota cansado y asegura que su caso mismo es complejo. De momento desde hace cuatro meses, tiempo que ha estado fuera de Guatemala, tiene citas con autoridades migratorias todos los jueves.Ahora, aseguró que solo puede trabajar en jardinería, aunque principalmente se desempeña en tareas de agricultura.“Yo solo quisiera que me dieran un permiso por un tiempo tal vez por unos tres años o cuatro años para trabajar, yo solo eso quiero, la verdad no necesito estar aquí todo el tiempo porque mi familia está en Guatemala, yo solo quiero recuperar mi casita y llevar un poquito de dinero”, refirió.Previo a viajar a EE. UU., estuvo viviendo en Petén donde trabajaba, ahí un amigo le prestó dinero con lo que adquirió más deudas y finalmente en búsqueda de su otro futuro migró con otro crédito.TRABAJA EN AGRICULTURALa preocupación de Edgar radica en enviar remesas a su esposa y dos hijos que se quedaron viviendo con familiares en Jalapa.“A mí me salió algo barato el viaje unos 6 mil dólares -alrededor de 36 mil quetzales-, no fue tanto como les sale a otros”, agregó.En Los Ángeles, el guatemalteco encontró un poco de consuelo en un hermano que vive cerca de donde se ubicaron mientras solventa su situación migratoria. También reconoce que si bien se gana más dinero, por la diferencia entre dólares y la moneda nacional, sobrevivir y pagar la renta no es sencillo.“Trabajo en el campo, recogiendo rábanos, lechuga y todo eso y hay veces me llevan a pintura, hago lo que sea pero me pagan”, contó Edgar, quien se despidió en la entrevista, su voz denota preocupación y espera que en los próximos días le sea retirado el grillete que tiene en el tobillo.UNA RETORNADA QUE PLANEA VOLVER A EXPONERSE A LA MIGRACIÓN IRREGULARLa historia de Suzy* es diferente a la de Edgar, ella decidió volver a Guatemala hace un año, tenía pensado estudiar y solicitar una visa porque quería hacer las cosas bien, según dijo en otra oportunidad.Suzy no volvió sola, lo hizo con su hijo de un año y meses, tenía ilusión para que las cosas funcionaran, en EE. UU. se quedó su esposo quien en todo momento la ha apoyado con los gastos de su hijo.Pero ahora, las cosas han cambiado para la entrevistada que vive en San Pedro Guativil San Marcos. En los últimos meses cuenta que ha notado cómo varias personas han salido en los pequeños grupos de migrantes, que han conformado a la Caravana Invisible de guatemaltecos.“Se han ido varios por falta de empleo, hay mucha pobreza aquí, sabe la educación aquí donde vivo es muy mala, los maestros ponen muy poco empeño y la salud muy mal, aquí mire hay campesinos que ganan Q50 al día y usted sabe que sin una carrera no se consigue un buen trabajo”, añadió.CORRUPCIÓN SÍ INFLUYE EN EL DESARROLLO DE COMUNIDADESY si bien antes se mostraba optimista, ahora afirma que siente desesperación porque la vida es muy costosa, por lo que considera con mucha seriedad la posibilidad de migrar nuevamente de manera irregular.“Mi esposo está viendo si me voy nuevamente para allá, porque mi nene se enferma mucho y aquí se gasta bastante en doctores, le sacan un ojo a uno y si lo llevo a un nacional primero se me muere por la mala atención que dan y mi hijo pregunta todos los días por su papá, la verdad aquí se desespera uno”, afirmó.Aunque a Suzy le gustaría volver a reunificar a su familia, tiene claro que la principal causa que genera migración es la corrupción, porque señala que por ejemplo en su municipio su alcalde parece más preocupado por su familia que por el resto de pobladores del lugar.Las carreteras tampoco se encuentran en buen estado y la situación más bien parece empeorar día a día, “cada alcalde que viene es corrupto, yo creo que la corrupción es lo que importa, porque si ellos pensaran en invertir en educación, salud y empleos todo sería diferente, pero los corruptos solo se encargan de robar entonces no queda nada para el pueblo”.Suzy no sabe hasta cuándo permanecerá en San Marcos, asegura que es posible que tomen la decisión en definitiva de migrar, aunque eso implique que se expongan a un nuevo peligro.GUATEMALA LIDERA CON 211 MIL CAPTURAS EN FRONTERA SUREn los últimos siete meses del año fiscal 2019, agentes de la Patrulla Fronteriza en EE. UU., han detenido niños no acompañados, unidades familiares y adultos de origen guatemalteco que representan la mayoría de las detenciones, por delante de países como Honduras, El Salvador y México.Solo en ocho meses, las autoridades migratorias han registrado 211 mil capturas y dentro de ellas se contabiliza la de Edgar y su hija de 16 años.Los números registrados de detenciones, han motivado que autoridades del Departamento de Seguridad Nacional (DHS por sus siglas en inglés), señalen la existencia de una crisis humanitaria, que incluso ha registrado arrestos diarios por unas mil personas, de las cuales la mayoría han sido guatemaltecos.La Hora Voz del Migrante ha documentado el paso de la Caravana Invisible de guatemaltecos desde finales del año pasado, un número mayor que el resto de países que integra al Triángulo Norte.Solo en mayo, CBP informó que los agentes de la Patrulla Fronteriza capturaron a 132 mil 887 personas, que ingresaron de manera irregular a EE. UU., eso quiere decir que en promedio fueron 4 mil 286 personas capturadas a diario.EE. UU. FIRMA ACUERDO CON GUATEMALAPara responder a la migración irregular, el Gobierno de Guatemala y el secretario del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) Kevin McAleenan, firmaron un acuerdo de cooperación.McAleenan dijo sentirse orgulloso de firmar el acuerdo en compañía del ministro de Gobernación, Enrique Degenhart.“A través de nuestra continua colaboración y asociación, los Estados Unidos y Guatemala están formalizando una serie de iniciativas para mejorar las vidas y la seguridad de nuestros respectivos ciudadanos mediante la lucha contra la trata de personas y el contrabando de bienes ilegales, ayudando a limitar los factores de” empuje “que fomentan la peligrosa migración irregular a Estados Unidos, manteniendo la crisis actual en nuestra frontera “, dijo McAleenan.Días más tarde, el Washington Post, publicó información sobre una carta en la que el presidente Jimmy Morales, a través del Embajador de Guatemala en EE. UU. Manuel Espina, le comunicó al congresista Vicente González su disposición de recibir tropas estadounidenses en la Frontera Sur, a manera de responder al flujo migratorio de los últimos meses.SI ESTUVIERAN BIEN EN SUS COMUNIDADES NO MIGRARÍANDesde hace algunos años, Anamaría Tejada apoya en casos de índole migratorio a connacionales que llegan de manera irregular a EE. UU. a Los Ángeles California y por ello ha notado como con los meses han llegado más guatemaltecos junto a sus familias, principalmente con niños.Tejada cree que lo que ocurre ahora con la crisis que el Gobierno de EE. UU., califica de un hecho sin precedentes es por la información que hay, ya que quienes llegan refieren que les han dicho que pueden ingresar si llegan con niños.Sin embargo, afirma que sea cual sea la razón que lleva a que las personas migren, la corrupción sí influye, opinión que es contraria a lo que la canciller Jovel afirmó al desestimar esta problemática como una de las causas que genera el éxodo.“Si estuvieran bien nadie quisiera salir de donde esté viviendo, no es lo mismo vivir uno en su país donde uno creció, pero como todo se lo roban entonces no tienen salida, todo es por la corrupción diferente fuera que hubieran programas en donde se pudiera apoyar a la gente”, dijo.Al no encontrar salida a lo que se vive en las comunidades, la entrevistada afirma que la única salida que encuentran las personas es migrar.Contrario a la firma de un acuerdo, Tejada asegura que este tipo de acciones no lograran impactar para disminuir los flujos migratorios.“Se están enfocando en la seguridad nacional, pero quien se está preocupando por la gente: nadie. Creo que no se dan cuenta que ponen en peligro a los mismos migrantes, Border Patrol está acostumbrado a que si tiene que disparar lo hacen”, anotó.GOBIERNO ES EL RESPONSABLE POR FLUJOS MIGRATORIOSOtra de las organizaciones, el Comité Cívico de Inmigrantes en Acción, también ha estado de cerca en una de las mayores crisis humanitarias registradas en la Frontera Sur. En ese sentido Juan García, representante de dicha entidad desde Rhode Island, aseguró que el único responsable es el Gobierno que no ha logrado crear mejores condiciones para las familias.La corrupción y la mala ejecución de programas a decir de García, han hecho que las personas se vean obligadas a migrar, aunque esto signifique que se arriesguen en el camino.“Se siguen apropiando del dinero del desarrollo entonces esas comunidades siempre van a estar subdesarrolladas, aparte de eso las familias tienen que ver a donde se van con vista a nuevos horizontes a donde vean que les está yendo bien. Si no hubiera corrupción que se lleva esos fondos, no se fueran”, indicó.Cuando existe corrupción, refirió que existe injusticia y no se da el desarrollo y por lógica, las familias tratan de salir a un lugar en donde encuentren alimentos y un ambiente seguro en donde vivir.ENCUENTRAN MOTIVACIÓN EN OTRO PAÍS Y NO EN GUATEMALAComo otros guatemaltecos que han buscado salir adelante, Dani Velásquez González desde Nueva York, coincide con la opinión de Tejada y García, en que la corrupción es un factor principal en la migración, que responde a la necesidad de las personas que no logran encontrar un empleo.“Nosotros nos vemos forzados a migrar para obtener oportunidad en otro país, así como lo hemos hecho muchos de nosotros y nos damos cuenta qué si no hay corrupción hay oportunidades para todos”, aseguró.Uno de los aspectos que según él motiva a las personas a migrar es que en EE. UU., encuentran motivación para salir adelante aunque no cuenten con estudios, mientras que en sus comunidades ni con educación encuentran como superarse.Velásquez tampoco cree que la solución a la migración radique en el acuerdo que Guatemala firmó con EE. UU., pues cree que poco se puede lograr de un acto que conlleva una intervención de DHS.“Si no cortas la raíz, la grama vuelve a salir, decía mi mamá, esto tiene que empezar cambiando la corrupción para que mi linda Guatemala sea la mejor”, afirmó.CIUDADANÍA NO DEBE VOTAR POR LOS MISMOSVinicio Cabrera, desde Maryland, opinó que lo que ocurre ahora mismo en la Frontera Sur, es solo un recordatorio para la población para que ante la proximidad de las elecciones no voten por las mismas personas y como muestra de lo que ocurre cuando se elige de manera equivocada, puso de ejemplo al actual Gobierno que en nada ha respondido a la población.El guatemalteco, que es originario de Concepción Chiquirichapa, Quetzaltenango, refirió que ha notado como el número de migrantes de ese lugar ha ido incrementando, lo que prueba el éxodo invisible que se ha registrado desde finales del año pasado.“Hay jóvenes que se gradúan y que no tienen cómo conseguir un trabajo, ese un problema también porque no tienen posibilidad de conseguir un empleo y si lo hacen, es con una miseria de sueldo que les dan”, anotó.Asimismo, agregó que hace un año aproximadamente su hermano decidió migrar y posteriormente, lo siguió su esposa con su hija para reunificarse nuevamente, aunque al final todo recae en las pocas oportunidades que tienen, “imagínese su esposa era maestra y no conseguía trabajo”.ÉXODO NO SE DETENDRÁ POR ACUERDO CON EE. UU.El hecho que el gobierno de EE. UU., trate de desalentar o desanimar, para Mynor Aguirre, de la Asociación de Migrantes Catarinecos en Maryland, no detendrá del todo el éxodo que se observa en la Frontera Sur, pues las personas lo que buscan es un trabajo y sobrevivir.En los últimos meses, el guatemalteco dice que ha visto como las familias dejan sus pueblos y ha conocido casos de Jutiapa en los que a pesar del discurso del presidente Donald Trump, deciden migrar.“Han salido más familias y más niños del área de Jutiapa… pero es que la única solución es que la gente salga para sobrevivir”, dijo.Algunos casos de migrantes que conoció son de la aldea El Quebracho, de Santa Catarina Mita, en Jutiapa, donde niños han empezado a abandonar sus estudios en las escuelas.Considera que la existencia de una “Caravana Invisible” en el país se debe a varios factores, pero también atribuible a la corrupción.Por último añadió que, la soberanía pareciera que solo le interesa a Guatemala cuando le conviene porque en el caso del acuerdo con EE. UU., omitieron mencionar la injerencia.PARA AFRONTAR LA MIGRACIÓN SE NECESITA UN PLAN DE DESARROLLOEl economista Andrés Navas, de la Asociación de Investigación en Estudios Sociales (Asies), señaló que para afrontar el tema migratorio, Guatemala debería afrontar un plan estratégico de desarrollo de país, opción que se debería considerar.Navas afirma que si bien la migración es un fenómeno normal, como se da en nuestros países se vuelve complejo, porque al final responde a situaciones de vulnerabilidad y pobreza.De no implementarse planes de fondo, lo que se prevé es que la continuación del flujo migratorio continúe.En el contexto de las elecciones, Navas dijo que preocupa que hasta ahora los candidatos no aborden este tipo de temas, pues el indicador de remesas familiares que hasta llegan al 12 por ciento del PIB muestra una alta dependencia de estos ingresos.“El peso que tienen las remesas en la economía nacional es bastante alto y llegan a representar un complemento al presupuesto familiar o incluso llega a ser el presupuesto nacional, las remesas llegan a atender a las personas donde el Estado no está presente”, puntualizó.*Nombre ficticio ÉXODO SOLO MUESTRA GRAVEDAD DE PAÍSEl analista Marcel Arévalo, de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO), explicó que el éxodo no llegaría a mostrar cambios con la firma de un acuerdo y la implementación de seguridad en la Frontera, puesto que existen causas profundas que motivan la migración.“La mejor salida es encontrar esas causas que ya sabemos que en su mayoría son causas de carácter económico, falta de un trabajo completo…un empleo digno, de largo plazo donde tengan prestaciones, eso sería el principal sentido”, destacó.Si existieran mejores condiciones, Arévalo cree que las personas no saldrían de sus comunidades y menos se sentirían obligadas a dejar sus comunidades.El entrevistado añadió que las cifras que se ven ahora mismo solo muestran la gravedad en la que vive la población; “la crisis se ha agudizado se ha empeorado el nivel de vida y los datos estadísticos de esa situación lo demuestran, los niveles de desnutrición se han incrementado”.Finalmente agregó que la corrupción está ligada a la migración “resolviendo el tema de la corrupción se podría apoyar digamos la salida de estos cuadros de deficiencias sociales y económicas”.The post Caravana invisible suma 211 mil detenciones ¿qué hay detrás del éxodo sin precedentes? appeared first on La Hora.
Source: La Hora

Deja un comentario